Contra el Decreto del Consell que permitirá las gasolineras sin personal

Atendidas y Seguras muestra su total oposición al Decreto del Consell que permitirá las gasolineras desatendidas en la Comunitat Valenciana

La plataforma, formada por CCOO-PV, UGT-PV, COCEMFE CV, FEDMES y ALEVECAR, presenta alegaciones frente a una norma que da vía libre a la ‘teleasistencia’ generalizada. Además, denuncia que se incumple sistemáticamente una la ley en vigor desde enero de 2016 y que ahora se pretende modificar por la puerta de atrás

Valencia (14-6-17). La plataforma Atendidas y Seguras ha presentado en la matinal del 14 de junio las correspondientes alegaciones contra el borrador del Decreto del Consell que permitirá la ‘teleasistencia’ en todas las estaciones de servicio de la Comunitat Valenciana. La plataforma (formada por los sindicatos CCOO-PV y UGT-PV; la asociación de personas con discapacidad COCEMFE CV; y las agrupaciones empresariales autonómicas del sector FEDMES y ALEVECAR) denuncia que se está incumpliendo de forma continuada la Ley 1/2011 que, desde enero de 2016, obliga a que todas las gasolineras estén atendidas por una persona responsable del servicio. De hecho, lamenta que mediante este Decreto lo que se pretende en realidad es modificar por la puerta de atrás dicha Ley, aún en vigor, para permitir que las gasolineras desatendidas puedan estar en funcionamiento sin la obligatoriedad de contar con personal.

Han pasado ya 18 meses de la publicación de la citada Ley y la plataforma Atendidas y Seguras sigue defendiendo la atención personalizada en las estaciones de servicio por motivos de seguridad, de protección de derechos de los consumidores (en especial, los de las personas con discapacidad), en defensa del empleo, por respeto al medio ambiente y de ordenamiento del territorio, entre otras muchas razones.

A su vez, muestra su oposición frontal a la ‘teleasistencia’ que pretende permitir el Consell y que podría aplicarse a cualquier estación de servicio de la Comunitat Valenciana, única comunidad de toda España que está legislando en este sentido. En Castellón, Valencia y Alicante, las personas con discapacidad que quieran ser atendidas en estos puntos de suministro tendrán que acudir a la gasolinera, pulsar un botón y esperar hasta 15 minutos (5 minutos más que en el anterior borrador) para que alguien vaya a atenderle. Es, sin duda, una discriminación con respecto a las personas con discapacidad y su autonomía.

En todo caso, la ‘teleasistencia’ nos parece una auténtica aberración. Primero, porque no consideramos que sea sinónimo de atención personalizada. Y segundo, porque su puesta en marcha genera muchas dudas: ¿Cómo y quién controlará que se cumple el plazo establecido? ¿No va a suponer, en contra del espíritu de la Ley, una imposición generalizada del modelo de puntos de suministro desatendidos?

De izquierda a derecha, Eleuterio Fernández (UGT), Ramón Morales (UGT), Juan José Sánchez (FEDMES), Juan Francisco Alcolea (CCOO) y Alejandro Ripoll (ALEVECAR).
De la atención personalizada a la ‘teleasistencia’ en 18 meses

En la Comunitat Valenciana, desde enero de 2016, todas las gasolineras están obligadas a “disponer de una persona responsable de los servicios que se prestan” en “horario diurno”, para garantizar los derechos de los consumidores, en especial, los de las personas con discapacidad, en virtud de la aprobación de la disposición segunda adicional introducida en la Ley 1/2011, de 22 de marzo, mediante la Ley 10/2015 de 29 de diciembre, de medidas fiscales, de gestión administrativa y financiera y de organización de la Generalitat.

La Resolución de 28 de abril 2016 de la Dirección General de Comercio y Consumo establecía dicho “horario diurno” (de 6.00 a 22.00 horas), pero un año después, la retiraba por un defecto de forma. Ahora modifica el procedimiento (lo tramita como Decreto del Consell), pero también modifica el contenido de la ley, al permitir ‘teleasistencia’ de forma generalizada en todo el territorio (artículo 4.3). A su vez, incluye la cita previa para repostar, como hacemos para ir al médico, pero para suministrar combustible (artículo 4.b.5º).

Entendemos que un Decreto no puede ir en contra de lo dispuesto en una norma con rango superior, como es la ley 1/2011, pues atentaría contra el principio constitucional de jerarquía normativa. Parece evidente que la Dirección General de Comercio y Consumo, al equiparar la ‘teleasistencia’ con la atención personalizada, hace una interpretación forzada y retorcida de la Ley, en las antípodas del espíritu de la misma, para modificar la propia Ley.

Dañino para el empleo, la seguridad y el medio ambiente

Además de lo ya expuesto, el borrador del Decreto del Consell, en caso de publicarse en los términos en los que ahora está redactado, supondría:

– DESTRUCCIÓN DE EMPLEO. En la actualidad, ciframos en 6.000 los empleos directos que están en riesgo en Castellón, Valencia y Alicante.

– CAOS HORARIO. La DA de la Ley 1/2011 especifica claramente que se regula el horario diurno, pero el proyecto de Decreto permite a las gasolineras fijar otro horario de atención mediante ‘teleasistencia’ o incluso reducirlo.

– ‘PIONEROS’ EN TODA ESPAÑA. Son ya 12 las CCAA que han legislado o están legislando para que haya personal que atienda a los clientes siempre que estén abiertas, la última de ellas, Extremadura, en mayo pasado. El incumplimiento de la propia ley autonómica, la ‘teleasistencia’ y el caos horario son propios de la Comunitat Valenciana.

– SEGURIDAD Y MEDIO AMBIENTE. Consideramos fundamental la presencia de empleados, debidamente formados, en las estaciones de servicio. ¿Quién vela por la seguridad y el medio ambiente mientras las estaciones están desatendidas y abiertas? ¿Quién limpia los derrames si no hay personal trabajando? ¿Quién controla que los usuarios no fumen, utilicen el móvil o reposten con las luces encendidas si no hay personal? ¿Quién impide que se hagan repostajes en envases no homologados? Los puntos de suministro desatendidos trasladan la responsabilidad en materia de seguridad al consumidor.

– OTRO CONSENSO ROTO. Todas las entidades que conformamos la plataforma Atendidas y Seguras hemos negociado (y cedido) para alcanzar un acuerdo de amplio alcance. Ya lo hicimos en la primera Resolución y también lo hemos hecho en el texto de este borrador de Decreto pero, una vez más, no se ha respetado la propuesta consensuada.

-TERRITORIO: La proliferación de puntos de suministro desatendidos se está realizando, además, de forma descontrolada. En Torrevieja, por ejemplo, se han abierto 6 gasolineras nuevas en un año para un total de 32. Tiene el doble de la media española, lo que supone que se están abriendo unas… para cerrar otras, con el coste medioambiental que ello supone. Asociaciones de padres de alumnos o en defensa del patrimonio (como en la Santa Faz) se han alzado en contra de la construcción de puntos de suministro desatendidos cerca de colegios o de edificios protegidos.

– LA ‘MENTIRA’ DEL PRECIO. La ‘excusa’ para incentivar los puntos de suministros desatendidos es fomentar la competencia para lograr una rebaja en el precio. Pero no es real. En los dos países con mayor implantación de este tipo de gasolineras (Dinamarca y Suecia) la diferencia de precio en el combustible es de 2-3 céntimos por litro, según un estudio de la Unión Europea, exactamente, la diferencia entre suministrar un combustible con o sin aditivos. Los 8 céntimos por litro que se destinan (de media) a pagar a los empleados, van directamente al bolsillo de un único empresario que no genera empleo. Entendemos que este no es un tipo de economía socialmente beneficioso.

Hacer visible la problemática

Desde Atendidas y seguras vamos a llevar a cabo diversas acciones para tratar de impedir que el Decreto sea aprobado en estas condiciones. Iniciamos una campaña de concienciación a través de las propias estaciones de servicio, redes sociales y la web http://www.atendidasyseguras.com. Creemos que se está imponiendo un modelo (el de los puntos de suministro desatendidos) sin que la sociedad haya recibido la información suficiente al respecto de lo que ello supondría.

Para más información sobre evolución de la normativa legal en la Comunitat Valenciana, pincha aquí.